Cómo lucir una piel impecable durante la época de frío

El invierno es una de las épocas más complicada para la piel, es muy frequente que se nos reseque en mayor o menor grado.

El frío, la nieve, el viento, la calefacción y los cambios bruscos de temperatura, pueden llegar a producir una deshidratación profunda, la epidermis se vuelve más sensible y necesitamos de unos cuidados especiales.

Todos estos factores pueden llevarnos a un envejecimiento prematuro de la la piel, debemos echar mano a tratamientos y recurso para evitar la sequedad, irritaciones y la tirantez.

Cuidados de invierno

¿Cómo tiene que ser nuestra rutina diaria?

  • Se empieza limpiando el rostro, es importante tener la rutina de limpiar dos veces al día. Por la noche antes de acostarse y a la mañana, siempre con productos adecuados, leche limpiadora y tónico.

  • Pensamos que el agua es la base de la limpieza para la piel, pero no es adecuado ya que modifica el pH de la piel y la reseca. No olvidar incluir en la rutina diaria el cuello y el escote.

  • Después de la limpieza un contorno de ojos, existen en el mercado tanto contornos de día como  de noche.

  • Seguidamente aplicaríamos un Sérum, si puede ser con ácido hialurónico. El ácido hialurónico es uno de los hidratantes más poderosos, las partículas ayudan a mantener el agua en la piel (actúan como esponjas que absorben el agua). Rellena las líneas finas, suma brillo y luminosidad.

 

acido hialuronico
Ácido Hialurónico
Crema al vino
  • Es importante utilizar cremas que formen una película que permita la respiración normal de las células e impida la evaporación del agua. Esto favorece la correcta penetración de los ingredientes activos. La urea, cumple con esta función y tiene la capacidad de impedir la pérdida de agua a través de la piel. Si se aplica un suero de día debe ser complementado con otra crema que oficie de barrera.

  • No debemos descuidar en invierno una crema con factor de protección solar, aunque el sol no es como el del verano, es importante protegernos de los rayos de UV. 

  • No olvidar aplicar en las zonas expuestas: manos, cuello y escote. Si se está efectuando algún tratamiento que exfolie la piel o con láseres, la protección deberá ser mayor de 50+

fotografia de producto
 
  • Usar cremas y mascarillas 1 vez por semana. Cumplen con la finalidad de prevenir la sequedad del frío del invierno.

  • Realizar Peelings. El invierno es la estación ideal para efectuar los más fuertes, sin correr riesgo de mancharse.

  • Evitar la exposición al calor de estufas y los cambios bruscos de temperatura. Especialmente las personas con el rostro enrojecido o con tendencia a la rosácea.
  • Proteger nuestras manos todo el año, ya que es también na de las partes más expuestas, tener unas manos bellas y cuidadas es muy importante.
  • Beber 2 litros de agua por día. Contribuye a mantener la piel hidratada.
  • Cuidar los labios. Colocar crema o aceite todas las noches antes de ir a dormir para evitar que se sequen. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies